El Primer Congreso Nacional de la Sociedad Española de Aplicaciones Terapéuticas de Transplantes de Grasa contó con la presencia del cirujano alicantino Dr. Federico Pérez de la Romana, autor de numerosos artículos dedicados a temas como la utilización de células grasas en la reconstrucción mamaria y rellenos faciales, que intercambió impresiones y conocimientos con el Dr. Serra-Renom, uno de los principales fundadores de SETGRA.

El evento supuso un encuentro multidisciplinar dirigido a profesionales interesados en los nuevos hallazgos en torno a este tipo de injerto, aplicable en mamas, glúteos, gemelos, zonas con deformidades o cicatrices, reconstrucciones mamarias post-mastectomía, etc.

A las ponencias presentadas en el congreso, dedicadas a temas tan dispares como el papel de los preadipocitos, la tecnología “Celutión” o el tratamiento de las secuelas de liposucción mediante lipofilling se añadieron una serie de talleres prácticos acerca de técnicas para la obtención e inyección de grasa y el manejo del material de lipofilling.

La inyección de grasa constituye una de las más interesantes alternativas a los tradicionales implantes, dadas sus posibilidades de uso en intervenciones de relleno, y sus sorprendentes características regenerativas.

Más información: Laverdad.es

Anuncios

La capacidad de regeneración y de rejuvenecimiento de las células madre va a ser el futuro en muchos aspectos de la cirugía estética y especialmente en el rejuvenecimiento facial. Según afirma el Dr. Vicente Paloma Mora, cirujano plástico, estético y reparador de la clínica Teknon: “Estamos ante un procedimiento muy novedoso que ha abierto un nuevo camino para el rejuvenecimiento facial”.

“Explicándolo de forma sencilla –añade el Dr. Paloma- las células madre son un tipo de células que tiene la capacidad de auto regeneración y reparación potencial de tejidos envejecidos o dañados. Se encuentran en todos los tejidos corporales aunque hay una mayor concentración de éstas en la médula ósea y en el tejido graso. No hay que confundirlas con las famosas y polémicas células madre embrionarias que se extraen del embrión y tienen la capacidad de formar todos los tipos celulares de un organismo adulto”.

La técnica consiste en extraer del abdomen del paciente una pequeña cantidad de grasa localizada para obtener de ella células madre mediante el centrifugado y su purificación. “Generalmente”, explica este especialista, “se extraen las células madre de la grasa del abdomen del paciente, esto se realiza mediante pequeños aspirados del tejido graso con anestesia local, con lo que el paciente no sufre ningún tipo de dolor”.

“A continuación se procede al injerto de las células madre del paciente en los músculos faciales, eliminando la posibilidad del rechazo y aprovechando, como hemos dicho, las propiedades fisiológicas de renovación de las estructuras de la piel de las células madre”.

Dentro de las bondades de esta técnica destaca su escasa invasividad y que ofrece una gran calidad en cuanto a los resultados. Es un tratamiento complementario a los actuales, mejorando los resultados porque se necesita una cirugía menos agresiva tanto en párpados como en estiramientos

Más información: Sunotadeprensa.com