Someternos a una operación de cirugía estética provoca miedos y dudas: muchas veces intensificados por las leyendas urbanas que corren alrededor de este tipo de prácticas médicas. Por eso, el doctor Moisés Martín Anaya, nos comenta los mitos que circulan sobre este tipo de operaciones: que hacen que la preocupación aumente y que, en muchos casos, no son ciertos. A partir de ahora estarás más relajada a la hora de someterte a una intervención estética.

El lifting facial estira la piel
Sí, es cierto que el lifting estira la piel pero además consigue regenerar las partes del rostro que se han ido estropeando con el tiempo. Actualmente existen nuevas técnicas como la blefaroplastia, rinoplastia o lipoescultura que usan la propia grasa de nuestro organismo para hacer rellenos en la parte que se desee.

Los resultados de la liposucción solo duran un año
Esta técnica permite la remodelación de la silueta ya que actúa eliminando la grasa acumulada en distintas partes de nuestro cuerpo. Se practica con incisiones y en muchos casos, la operación va más allá de lo estético, alcanzando lo saludable: ten en cuenta que con ella se adelgaza y permite que obtengas una figura perfecta. Además, ¡sus resultados son permanentes!

Las prótesis mamarias explotan en los aviones
Aunque parezca realmente absurdo, todavía hay muchas personas que creen que esto ocurre. Es obvio que con una operación de pecho, tu vida diaria no cambiará.
Las prótesis que se usan en las operaciones han pasado con anterioridad por miles de controles de seguridad y calidad, siendo uno de ellos la resistencia a la presión, así que no tienes nada de lo que preocuparte.
No tengas miedo y ¡haz los viajes que desees sacando pecho!

Eliminar una costilla y así conseguir cintura
Este mito está totalmente difundido en la sociedad y es completamente falso. Las costillas no hacen que tu cintura sea más o menos fina. Para conseguir tener una cintura de avispa gracias a la cirugía, se debe recurrir a eliminar parte de grasa de la zona y así tener una figura más delgada.

Las cicatrices desaparecen
Todas las operaciones que necesitan la ayuda del bisturí, dejan cicatriz. Es cierto, que en todos los casos se pretende obtener un resultado en donde la marca de la operación sea lo menos visible posible. Pero la recuperación de la cicatriz depende siempre de la piel del paciente: no todas tienen la misma rapidez cicatrizante. Te aconsejamos que te apliques cremas de tratamiento que aceleren el proceso.

La cirugía es el nuevo antidepresivo
Una operación estética no cambiará tus problemas personales. Quizá a partir de la operación, te sientas más segura de ti misma, pero no serán el foco de la solución del dilema. Tu personalidad o problemas profundos no podrá remediarlos la cirugía, serás tú misma la que debas luchar contra ellos.

Las prótesis mamarias hay que cambiarlas cada decenio
Es cierto que las prótesis deben ser cambiadas en algunas ocasiones pero no en un tiempo impuesto: eso dependerá de cómo sea la reacción del paciente. Algunas prótesis necesitan el cambio en el periodo de diez años, otras quince y algunas nunca.

La grasa puede eliminarse con dieta y ejercicio
Una buena alimentación y la realización de deporte hacen que nuestro cuerpo esté fuerte y tonificado y, en muchas ocasiones, libre de grasa, pero jamás podrás deshacerte de toda la grasa acumulada en tu cuerpo, eso solo lo conseguirás a base de liposucción.

La cirugía es cosa de ricos
El paso por el quirófano se ha extendido y ya no es solo una cosa para gente adinerada. Como todas las cosas, ha tenido un proceso y una evolución en el que se ha mejorado su realización y se ha abaratado su práctica. Hacerse un retoque estético ya no es sinónimo de poder adquisitivo.

Via: Carlos de San Juan

Anuncios

El Primer Congreso Nacional de la Sociedad Española de Aplicaciones Terapéuticas de Transplantes de Grasa contó con la presencia del cirujano alicantino Dr. Federico Pérez de la Romana, autor de numerosos artículos dedicados a temas como la utilización de células grasas en la reconstrucción mamaria y rellenos faciales, que intercambió impresiones y conocimientos con el Dr. Serra-Renom, uno de los principales fundadores de SETGRA.

El evento supuso un encuentro multidisciplinar dirigido a profesionales interesados en los nuevos hallazgos en torno a este tipo de injerto, aplicable en mamas, glúteos, gemelos, zonas con deformidades o cicatrices, reconstrucciones mamarias post-mastectomía, etc.

A las ponencias presentadas en el congreso, dedicadas a temas tan dispares como el papel de los preadipocitos, la tecnología “Celutión” o el tratamiento de las secuelas de liposucción mediante lipofilling se añadieron una serie de talleres prácticos acerca de técnicas para la obtención e inyección de grasa y el manejo del material de lipofilling.

La inyección de grasa constituye una de las más interesantes alternativas a los tradicionales implantes, dadas sus posibilidades de uso en intervenciones de relleno, y sus sorprendentes características regenerativas.

Más información: Laverdad.es